El Bandcamp de la Quincena: Squadra Omega – Altri occhi ci guardano (29/10/2017)

Son italianos y contemporáneros, pero suenan a alemanes de hace 50 años. Esta semana en El Bandcamp de la Quincena nos embarcamos rumbo a los delirios de Squadra Omega.

Altri occhi ci guardano es un disco que tiene un par de años y de hecho no es ni siquiera el último trabajo de los italianos, que el pasado verano publicaron no uno sino dos discos titulados “Materia Obscura” y “Nervosa“. Pero he preferido centrarme en esta entrega, un disco doble de 2015 donde el grupo mostró una formación con dos baterías, al estilo de los Melvins o los Allman Brothers.

La banda se sustenta sobre los hombros de sus dos líderes y fundadores, OmegaMatt y OmegaG8, y nos ofrece en este trabajo una colección de temas donde diversos géneros se van dando la mano: la psicodelia, el jazz, el space rock, el krautrock, el progresivo o hasta el surf.

Squadra Omega

El crisol de influencias de estos italianos se hace patente desde el arranque del disco: tras una intro de más de cuatro minutos, IL BUIO DENTRO, perturbadora y casi de peli de John Carpenter, se arrancan con un tema de 8 minutos titulado SOSPESI NELL´ OBLIO donde los aires western oscilan entre las bandas sonoras de su compatriota Ennio Morricone y el sonido original de los míticos rockeros instrumentales ingleses The Tornados. Se sienten cómodos con los temas largos, metiendo tres piezas de más de once minutos que recorren distintos paisajes musicales: IL LABIRINTO, IL GRANDE IDOLO y el tema que da título al disco ALTRI OCCHI CI GUARDANO. Las influencias de Hawkwind, Magma o Amon Düül II están a flor de piel en esta Squadra Omega, para dar a luz un sonido que ellos denominan “Spaceage Cubist-Free-Jazz clashes with Pygmy-Percussion-No Wave-Kraut Rock“. Incluso no temen a componer piezas delicadas con arreglos acústicos y escalas mediterráneas en la onda de los Blaak Heat, como en HYOSCYAMUS. Por momentos hasta el sonido de Mike Oldfield, de las bandas sonoras de Fabio Frizzi o de los germanos Faust parece haberles tocado. Hasta por momentos diría que hay guiños que me recuerdan a los españoles Bloque o a Nik Pascal Raicevic.

En este Altri occhi ci guardano son diversas las sonoridades con las que se experimenta: al bajo, las guitarras y la batería se le unen sintetizadores varios, efectos electrónicos, percusión electrónica o saxo. Todo para lograr un efecto de viaje ácido a la par que cósmico. Un disco profundamente complejo y experimental, denso y difícil de clasificar.

Un disco para escuchar cuando necesites una completa evasión, la banda sonora para una tarde de pura y dura atrapada.

Anuncios

El Bandcamp de la Quincena: Wucan – Reap the Storm (01/10/2017)

Unos viejos conocidos de esta sección vuelven a ella con fuerza, con nada menos que un doble LP de más de 70 minutos de duración. Este pasado viernes 29 de septiembre salía a la calle Reap the Storm, el nuevo disco de los alemanes Wucan.

Con una descarga brutal nos alcanzan en el primer tema Wie die Welt sich dreht, una descarga de casi diez minutos que comienza cargada de fuerza y con Francis Tobolsky cantando más en un tono más agudo y heavy que nunca, por momentos casi como si de Lee Aaron se tratara. Pero a medio tema ya nos encontramos con un interludio más relajado que nos recuerda a qué hemos venido aquí: a por una buena ración de rock majestuoso y épico de la vieja escuela.

Wucan Reap The Storm

Si el disco arrancaba muy heavy sigue con una pieza, Ebb and Flute, donde la flauta tomo el protagonismo sobre una base de rock pesado que deja paso a ritmos soul y funk un tanto en la onda de Tomy Bolin. Como no, la flauta hará que no pensar en Focus y Jethro Tull sea imposible. En 8 temas despachan más de una hora música, abriendo con un tema de 10 minutos y cerrando con una pieza de más de 20 minutos y otra de 18. Dentro de unas influencias de marcado carácter setentero el disco discurre entre varios estilos: teclados con efectos muy space-rock, piezas épica y majestuosas con dejes progresivos, largas jams con elementos tanto blues como krautrock, momentos en los que el hard-rock deja paso a elementos sinfónicos o funk-soul, y hasta heavy metal clásico en una onda NWOBHM, como se aprecia en algunos pasajes de la larga Aging Ten Years in Two Seconds o en Out of Sight, Out of Mind… un completo recorrido musical donde Uriah Heep, Amon Düül II, Deep Purple, Jethro Tull, Led Zeppelin, Terry Reid o Big Brother and the Holding Company se abrazan en una auténtica orgía de influencias.

Reap the Storm representa el trabajo más ambicioso de Wucan hasta el momento, un verdadero batiburrillo musical lleno de piezas épicas y muy elaboradas, donde apreciamos una gran evolución como vocalista de Francis Tobolsky, que ataca distintos tonos y registros con solvencia y potencia sobrada a lo largo de todo el disco. Una de las piezas más destacables del presente año.

Jimmy Bain, a la derecha del padre.

Le robo la frase a un amigo, que la publicó en su facebook “Ahora está a la derecha del padre“, pero nos ha dejado hoy Jimmy Bain. A los 68 años el corazón de uno de los más fieles secuaces de Ronnie James Dio se paraba, dejándonos huérfanos de su talento (planeaba un disco para este año con una banda con otros ex-Dio) de forma prematura.

El nombre de Bain se asocia siempre con Dio, con quien hizo varias giras y grabó hasta 7 discos en distintas etapas. Se trataba de un bajista de estilo hard-rock clásico, de escuela setentera, de sonido cálido, líneas trabajadas y expresión lenta. Además era capaz de cantar con solvencia, aunque no nos regaló muchas muestras de su trabajo como vocalista. Su paso por Rainbow, con quienes grabaría el fundamental Rising y el directo On Stage, le puso en primera línea y le juntó con Ronnie James Dio por primera vez. Pero además de con la “Saga Dio” también se puede asociar su nombre a la historia de Thin Lizzy: en 1979 grabaría y compondría un par de temas para el Black Rose, colaboraría en los dos discos en solitario de Phil Lynott, giraría y grabaría el disco Dirty Fingers con Gary Moore y montaría junto a Robbo Robertson una banda llamada Wild Horses con la que grabaría dos discos ocupándose también de las labores de vocalista.

Un músico al que siempre he respetado mucho pero al que nunca pude ver en directo (vi a Dio dos veces, pero una con Jeff Pilson y otra con Rudy Sarzo) y del que siempre me pregunté por qué no había explotado más su faceta vocal (recordemos que hizo una de las mejores versiones en el tributo a Dio-This is your life).

Ahora descansa ya, sentado a la derecha del padre, a la derecha de Ronnie James con quien recorrió numerosos países y repartió buen rock y metal a miles de personas. Y es que ambos ya desde hace mucho eran, y siempre serán, estrellas.

Which side are you on?

Hoy no se cumple ninguna efeméride en especial, que yo sepa, relacionada con Pete Seeger. El cantautor y estudioso del folclore, precursor de Bob Dylan y uno de los héroes de Bruce Springsteen (recordemos que Springsteen para encumbrar al genio John Fogerty le llamaba “El Pete Seeger de mi generación”), se dedicó a recopilar canciones populares de temática obrera a lo largo de los EEUU. Hoy llevo todo el día con esta en la cabeza, así que quería compartirla con todo por aquí en esta tarde de calor pegajoso. Y es que a veces hay que preguntarse ¿en qué lado estás?

Hasta la vista, Joe

Normalmente no publico dos entradas en un mismo día, pero hoy no me queda más remedio que hacerlo así. Acabo de llegar del bar del cumplir la triste tradición del “Irish Dick” (una cerveza, dos chupitos de whisky) en memoria de otro grande del rock que nos deja. En este caso, a los 70 años y tras perder la batalla contra el cáncer de pulmón, nos deja Joe Cocker. Un hombre cuya música lleva muchos años a mi lado, dado que mi madre siempre fue gran seguidora de su obra (tiene una gran pasión por los vocalista de voz “bourbónica”).

Irish Dick, no preguntes por qué

Cocker, nacido en Sheffield en 1944, nos dijo hoy adiós desde su residencia en Colorado, dejando para el recuerdo algunos momentos cumbre en la historia del rock and roll, como su espasmódica actuación en Woodstock, una de las más recordadas junto a la del insuperable Jimi Hendrix. Se le podría echar en cara que la mayoría de sus éxitos fueron versiones de otros grandes artistas, pero con su carisma, su pasión y su peculiar estilo vocal curtido entre tragos de ginebra logró hacerlos suyos. Para el gran público y los mass media quedarán sus temas más populares, como Up Where We Belong (que apareció en la banda sonora de Oficial y Caballero), You can leave your hat On (de la de Nueve Semanas y Media) y su archiconocida versión del With a Little Help from my Friends de los Beatles (y que era la sintonía de la popular serie Aquellos Maravillosos Años, de gran éxito a finales de los 80 y cuyo formato fue plagiado descaradamente en España bajo el nombre de Cuéntame…).

Se acerca el final del año, pero un grande más nos deja este 2014, otra foto que pegar en el muro de los caídos en acto de servicio del rock and roll. Hasta la vista, Joe.