Cinco jugadores a seguir en la NBA 2018-2019

Si el otro día, para celebrar el arranque de la temporada NBA, lanzaba 15 preguntas que me hacía para el comienzo del curso baloncestístico, ahora vamos con otra entrada: cinco jugadores a seguir y monitorizar esta temporada. ¿Qué cinco historias pienso perseguir este año?

  • DeMarcus Cousins: Cuando el año pasado se rompió el talón de Aquiles Cousins era el jugador con mayor impacto estadístico en la NBA. Un jugador con su tamaño, sus fundamentos y su muñeca era el claro candidato a firmar un máximo este verano que quedaba como agente libre, parecía claro que los Pelicans apostarían por dejarse un pastón en renovarle e intentar que su dupla con Davis fuese la mejor pareja interior de la NBA. Pero la gravedad de su lesión puso muchas nubes en su horizonte y, al no recibir las ofertas que el creía que merecía, decidió firmar con los Warriors por una mid-level exception. ¿Nadie le ofrecía a Cousins un contrato más lucrativo? Seguramente sí, pero parece que él cree en si mismo y ha pensado que mejor jugar un año por 5 millones, recuperarse y firmar un máximo en verano de 2019, puede que incluso con un anillo ya en su mano si la temporada va bien. Que puede ser que no se recupere bien y que entonces lamente no haber aceptado las ofertas de 60 millones millones en tres años que recibió esta temporada. Por eso es una de las historias que voy a seguir.

  • Mo Bamba: Mide 2.13, tiene una envergadura de 2.36, unas condiciones atléticas de ciencia ficción y dicen que también el tiro y la coordinación de un alero mucho más bajo. Dicen que todavía está “por hacer“, que es un diamante en bruto con el que hay que trabajar, pero muchos de los que le han seguido durante su año en la universidad de Texas piensan que este neoyorkino hijo de inmigrantes marfileños puede ser el gran rival de Anthony Davis y Joel Embiid a la hora de dominar las zonas de la NBA en los próximos años. Dicen que sus condiciones son las óptimas para ser un jugador total, con impacto a ambos lados de la pista: puede cerrar el aro o moverse a defender a hombres de perímetro atrás, mientras que en ataque juega tanto de espaldas como de frente y tiene rango de tiro hasta en el triple. ¿Es tan bueno Mo Bamba? ¿Es un Embiid en potencia o es un Thon Maker que promete pero que parece que puede tardar en explotar? Solo el tiempo nos lo aclarará.

  • Jabari Parker: Cuando jugaba en Duke se decía que era como Grant Hill pero con tiro en suspensión. Tras dos lesiones de extrema gravedad en su rodilla hay quien teme que la comparativa con Grant Hill en su etapa universitaria fuera una premonición de una carrera plagada de lesiones. Jabari tiene instinto asesino, es un jugador nacido para finalizar, no le tiembla la muñeca. Apuntaba a novato del año cuando se lesionó tras solo 25 partidos. Tras su regreso dejó pinceladas de jugador con futuro de sempiterno all-star, pareciendo ya recuperado, pero otra lesión le devolvió a la desesperación. Sus problemas con el impresentable Jaso Kidd, de quien se dice que le hizo la vida imposible para intentar que rescindiera su contrato, no ayudaron a que su carrera continuase en Milwaukee. Ahora ha regresado a su Chicago natal donde formará parte de unos jóvenes Bulls en proceso de reconstrucción: junto a un Dunn que parece ir apuntando a ser el jugador que prometía en la universidad, junto a un LaVine que también viene de una grave lesión, junto al sorprendente Markkanen y junto a un Wendell Carter Jr que está muy verde pero que también fue un exitoso producto de Duke ¿Volverá el Jabari que parecía que sería un fijo en los partidos de las estrellas? Realmente lo deseo más de lo que lo creo, pero es un jugador que se merece algo de suerte.

  • Jayson Tatum: No estaba llamado a ser un jugador importante en los Celtics del año pasado. Era el número 3 del draft (y en cierto modo el número 1, ya que habían intercambiado esa elección con los Sixers tras haberle probado), pero llegaba a una plantilla creada para competir en la que se esperaba que tuviese un primer año con poco peso para ir adaptándose a la NBA y cogiendo experiencia, un poco como habían hecho el año anterior con otro número 3 como había sido Jaylen Brown. Pero en el primer partido de la temporada la grave lesión de Hayward trastocó todos los planes de los Celtics. Tras esto Tatum veía como su peso en la plantilla crecía, como de repente tenía que jugar más de lo esperado, con más responsabilidad. En liga regular fue uno de los novatos más destacados, junto a Donovan Mitchell, Ben Simmons o Markannen, y fue cuando llegaron los play-off con Irving lesionado que Tatum se mostró como una potencial futura estrella, liderando a su equipo en anotación noche tras noche. Si sigue progresando tendremos jugón para años.

  • Markelle Fultz: Los Sixers le elegían con el número uno del draft conseguido en un traspaso con los Celtics ¿Tatum les había convencido tanto en los entrenamientos, vieron algo raro en Fultz al trabajar con él o hubo un poco de ambas cosas? Porque su primer año parece dar la razón a Ainge en su movimiento: mientras Tatum se destapó como una estrella los problemas físicos ahogaban la primera temporada de Fultz en los Sixers. Tras haber destacado como una máquina anotadora en el instituto y en la universidad este producto de los Huskies de Washington parecía incapaz de meter un tiro: una extraña lesión afectaba a sus capacidades motoras y degradaba su habilidad para tirar. Cundía el pánico, había quien afirmaba hasta que padecía un Parkinson precoz. Finalmente pudo jugar algunos de los últimos partidos de la temporada, y hasta logró un triple-doble con el que quitaba a Lonzo Ball el récord de haber sido el más joven en firmar uno. Tras un verano de trabajo parece que todavía no está al 100% el tiro de Fultz, pero que ha mejorado y que puede que este año logre recuperarse de todo ¿Veremos al jugador que se ganó el número 1 del draft o se quedará en el cajón de los juguetes rotos? Lo comprobaremos.

Anuncios

El Bandcamp de la Quincena: Church of the Cosmic Skull – Science Fiction.

Por los bosques de Nottingham se forjaba la leyenda de Robin Hood en los tiempos de las cruzadas. En pleno siglo XXI no hay héroes que devuelvan al pueblo lo saqueado por los corruptos, pero al menos hay gente que desde allí nos trae buen rocanrol para desconectar un rato de las cuitas diarias.

En los últimos años la reivindicación de los ’70 se ha vuelto habitual y rentable, y desde que Ghost reventaron el mercado metalero la temática ocultista ha vuelto a la primera línea lírica en las bandas contemporáneas. Church of the Cosmic Skull encajan en esos dos clichés, el de reivindicar los ’70 y el del ocultismo a lo Ghost, pero caeríamos en el más absoluto simplismo si nos limitásemos a etiquetarlos de banda de nicho que intenta hacer caja con dos tendencias en boga. Una escucha superficial de este Science Fiction ya nos lo indica.

En 2016 estos ingleses sorprendían al mundo con un Is Satan Real? que, de hecho, se coló en mi lista de 1001 discos esenciales. El pasado mes de mayo el septeto nos entregaba su segundo disco, titulado Science Fiction y siguiendo una coherente evolución con lo que había sido su debut.

Church of the Cosmic Skull

Como decía antes, Church of the Cosmic Skull están en la onda setentera y ocultista, pero no son un producto más de nicho para hacer caja de la creciente escena stoner, de hecho no les etiquetaría de stoner como ha hecho algún periodista de esos que redactan sus crónicas a partir de la lectura de notas de prensa en lugar de escuchar los discos. Sí, este grupo está dentro de la onda ocultista, pero su estética no es para nada sombría sino que se muestra con un halo luminoso al estilo de los glammies Angel, de los suecos Abba o incluso de la Kelly Family. Cuando uno ve la puesta en escena de la banda podría pensar, por sus fotos y estética, que está ante un grupo formado por los catequistas de una iglesia noruega. Musicalmente combinan algo de hard rock y algo de AOR con elementos sinfónicos, progresivos y con algo de art-pop. No en vano aparte de guitarra, bajo, batería y órgano, elementos habituales en las bandas de rock psicodélico, añaden también un cello electrificado. Por otra parte las melodías vocales están muy trabajadas, no solo cantan todos los instrumentistas sino que además tienen a dos vocalistas, sumando en total seis voces: tres masculinas y tres femeninas. No verás en este grupo las influencias típicas setenteras de Grand Funk, Black Sabbath, Jimi Hendrix, Lynyrd Skynyrd o Pentagram. Lo más típico en ese sentido sea, quizás, alguna línea vocal y algún arreglo de guitarra con clara reminiscencia a Thin Lizzy, Magnum, Blue Oyster Cult o Gary Moore. Pero aun siendo un grupo rockero sus melodías y, sobre todo, el trabajo de voces y el aura luminosa que envuelve los temas nos llevarían a pensar más en la música de Electric Light Orchestra, Strawbs, Abba, Kate Bush o hasta los musicales de Andrew Lloyd Webber, y puede que si encontramos paralelismos con Ghost estén estos fundamentos, principalmente, en la pasión de ambas bandas por los suecos Abba. Piezas hard rock como Timehole (Gonna Build a Rocket Tonight), Paper Aeroplane & Silver Moon o Cold Sweat (no es una versión de Thin Lizzy, aunque tal vez sea el tema que más recuerde a ellos) serán del gusto de los fans más metaleros y tradicionales. Otras como The Cards that You’re Playing o Revolution cames with an act of love nos acercarán a pasajes más psicodélicos, mientras que Science Fiction o The Others nos trasladarán a la cara más popera de esta banda.

Church of the Cosmic Skull seguramente no son lo que te esperas en un principio, pero una vez le has dado dos escuchas seguidas a sus discos ves que son una banda con un talento impresionante que logran dotar sus composiciones de una magia muy especial gracias al cariño que ponen trabajando hasta el último detalle. Poner el trabajo compositivo por encima de la exhibición virtuosa, un talento que parece olvidado por muchas bandas contemporáneas. Sciencie Fiction está claramente en mi top 10 de lo que llevamos de año, y un año en el que Ghost, Melvins y Sleep han sacado disco es un año en el que entrar en esa lista es complicado.

¿Qué es una función hash?

Ayer comentaba en Facebook que una cadena alfanumérica que aparecía en una noticia “parecía el resultado de alguna función hash” y hubo gente que me preguntó qué era eso de una función hash. Así que he pensado que lo mejor será contarlo por aquí que me puedo extender más.

Cifrado

Las funciones hash, también llamadas “digest” o “de resumen“, son algoritmos que calculan y devuelven una cadena de texto alfanumérica de longitud fija calculada a partir de un dato de entrada, que puede ser un texto o un fichero binario. Se trata de funciones unidireccionales, lo que quiere decir que aun teniendo el resultado y conociendo el algoritmo no debe ser posible revertir las operaciones para descifrar el dato de entrada.

Son también funciones determinísticas, siempre devuelven la misma salida para la misma entrada. Al ser resúmenes existe la posibilidad de que dos entradas totalmente distintas devuelvan el mismo resultado, es lo que se llama una “colisión“. Teóricamente es imposible crear una función hash sin colisiones, puesto que las posibilidades de entrada son infinitas pero las de salida están limitadas a la longitud de la cadena de resumen, por tanto a mayor logitud de respuesta menor posibilidad de colisión y mayor robustez para el algoritmo. Las colisiones son lo que facilita un tipo de ataque criptográfico llamado “Ataque de Cumpleaños” del que puedes leer en ese enlace.

Por ejemplo, si calculo el hash de la cadena “hola” con el algoritmo md5 el resultado será: 4d186321c1a7f0f354b297e8914ab240. En cambio si le paso la cadena “Hola“, con mayúscula, el resultado devuelto será: f688ae26e9cfa3ba6235477831d5122e.

¿Qué utilidad tiene esto? Bueno, no se trata de un algoritmo para cifrar un mensaje y poder descifrarlo luego, como pueda ser el caso de AES, no tiene el mismo propósito que la criptografía simétrica o asimétrica. Las funciones hash son útiles por ejemplo para almacenar contraseñas en una base de datos, ya que aunque alguien lograra acceder a ellas no podría descifrar cual es la contraseña original. Otro de sus principales usos es asegurar que un fichero no ha sido modificado durante el trayecto desde su envío: se calcula el hash antes de enviarlo, si al recibirlo lo volvemos a calcular y el resultado no es el mismo implica que alguien ha capturado (un ataque de intermediario o man in the middle) y modificado el fichero. Las funciones hash también se utilizan en los procesos de firma digital de documentos.

¿Cuales son los algoritmos de resumen más populares o más comunes? Te dejo una lista con sus enlaces a Wikipedia:

NBA 2018-2019: 15 interrogantes

Ayer comenzó la nueva campaña en la NBA y para este arranque, como siempre, en lugar de un análisis que no tengo tiempo a hacer voy a proponer una serie de preguntas que me hago al iniciar la temporada:

  1. ¿Estará bastante centrado el “meme team” y progresarán lo suficiente los jóvenes para que LeBron pueda competir en el Oeste vestido de púrpura y oro?
  2. ¿Cousins hará imbatibles a los Warriors o empezarán a acusar los problemas de éxito en la Bahía?
  3. ¿Estará sano el quinteto de Boston para asaltar el anillo?
  4. ¿Tras el culebrón del verano cómo será la convivencia Wolves/Butler?
  5. Chicago ¿Cómo están las piernas de LaVine y Jabari, cómo de verde está Wendell Carter Jr y cuánto pueden progresar Dunn y Markkanen?
  6. ¿Hasta dónde pueden mejorar el tiro y el físico de Doncic para hacerle subir en el escalafón NBA?
  7. ¿Cambiar a Ariza por Carmelo Anthony destrozará la química ofensiva y la eficiencia defensiva en Houston?
  8. ¿Con un entrenador de verdad crecerán los Bucks o tienen una plantilla descompensada para acompañar a Antetokounmpo?
  9. ¿Qué motivación tiene Kawhi en este año en Toronto?
  10. ¿Se acabará la racha de más de dos década pisando la postemporada de San Antonio?
  11. ¿Con Gallinari sano los Clippers pueden estar en postemporada?
  12. ¿Tienen los Sixers madurez para pelear por el trono del Este?
  13. ¿Matendrá el nivel mostrado en pretemporada y la excepcional voracidad reboteadora Domantas Sabonis?
  14. ¿Los Grizzlies sanos y tras haberse deshecho del polémico Fizdale pueden volver a playoff?
  15. No es exclusivamente NBA pero ¿Con Scariolo en Toronto como asistente qué pasará en la selección española con la duda eterna Mirotic/Ibaka de cara al mundial?

Cómo saber qué programa está usando o bloqueando un puerto con netstat en Windows

Me pasó ayer que no me arrancaba una aplicación web en un servidor Windows que no gestiona en su totalidad mi empresa. Intentabas arrancar pero había algo ocupando el puerto 80. ¿Cómo podía encontrar qué programa estaba ocupando ese puerto? Pues sirviéndome de netstat.

El comando a ejecutar sería el siguiente

netstat -ano -p tcp

De esta forma podemos ver todos los puertos, incluyendo los que están en escucha (parámetro -a), se muestran los puertos de forma numérica (parámetro -n) y el número de proceso (parámetro -o), filtrando por protocolo (parámetro -p) para mostrar solo los de TCP. Pero claro, esto nos saldría una salida enorme porque mostraría todos los puertos TCP y nosotros solo queremos el puerto 80. Podemos filtrar más:

netstat -ano -p tcp | find ":80"

Añadiendo una tubería para el filtrado podemos usar el comando find para que muestre solo los que tengan una referencia al puerto 80, quitándonos mucha información de encima.

Finalmente, si hemos localizado el proceso y queremos matarlo podemos abrir el Administrador de Tareas o simplemente usar el comando taskkill para eliminarlo usando el PID, por ejemplo si el PID fuera el 881 sería así:

taskkill /PID 881

Powershell: arrancar o parar el servidor web IIS.

¿Cómo arrancamos, paramos o reiniciamos el servidor web IIS desde comandos con Powershell?

Reiniciar: IISReset /RESTART
Parar: IISReset /STOP
Arrancar: IISReset /START

Esto para y arranca todo el servidor web. ¿Y si queremos arrancar o parar un sitio web concreto? Tenemos dos comandos que lo hacen por el nombre de sitio, que varían según la versión de nuestro sistema operativo:

Arrancar (Windows 8 o Windows server 2012): Start-WebSite -Name “Nombre de Nuestra Web”
Arrancar (Windows 10 o Windows server 2016): Start-IISSite -Name “Nombre de Nuestra Web”

Parar (Windows 8 o Windows server 2012): Stop-WebSite -Name “Nombre de Nuestra Web”
Parar (Windows 10 o Windows server 2016): Stop-IISSite -Name “Nombre de Nuestra Web”

Esta es la sintaxis básica, pero tanto Start-WebSite como Stop-WebSite tienen una serie de parámetros extra que puedes revisar en la web de Microsoft en los enlaces anteriores.

Sobreviviendo: 7 películas aterradoras y claustrofóbicas.

Una clave para toda historia de terror es la existencia de un peligro mortal amenazando las vidas de todos o al menos alguno de los personajes. Puede ser un peligro explícito, aterrador a plena luz, o puede ser un peligro sutil sugerido entre sombras, pero siempre tiene que existir la combinación de la certeza de una amenaza junto a la sensación de carecer de control sobre la situación. Para acentuar esto último nada mejor que añadir un contexto donde el movimiento de los personajes se encuentra restringido, donde la posibilidad de huida está limitada. Si eres de quien disfrutan de esa sensación de peligro agobiante y claustrofóbica seguramente puedas degustar y apreciar esta serie de películas:

  • Asalto a la comisaría del distrito 13:  Una de las primeras películas de John Carpenter, filmada en 1976 con un ajustado presupuesto de 100000 dólares. Afirma que se inspiró en dos películas para escribir el guión: Rio Bravo, de Howard Hawks y La Noche de los Muertos Vivientes de Romero. El planteamiento es simple: Un grupo de policías y de criminales resisten dentro de una comisaría el ataque de un numeroso  y vengativo grupo de pandilleros. Años después el propio Carpenter se auto-plagiaría tomando varios elementos, y alguna escena casi plano a plano, en Fantasmas de Marte.asalto
  • La noche de los muertos vivientes: Filmada en 1968 por un joven descendiente de gallegos afincado en los Estados Unidos, es una película que cambiaría el cine de terror para siempre. George Romero daba aquí inicio al cine de zombies que posteriormente nos traería películas tan populares como Demons, Nueva York bajo el terror de los Zombies, Shawn of the Dead, 28 Días Después o No Perturbar el Sueño de los Muertos. Pero sin esta cinta de Romero el término zombie no nos haría pensar en un cadáver putrefacto andante sino en un personaje de la mitología caribeña. De hecho no se usa la palabra zombie en toda la película y, años después, el propio Romero afirmaba que la idea principal de la película era mostrar el comportamiento de la gente durante un cataclismo impensable, inasumible para la mente humana. Fueron muertos que se alzaban de sus tumbas, pero podrían haber sido una invasión alienígena, una plaga de insectos carnívoros o un terremoto. La cuestión es que 50 años después de su estreno los muertos andantes de Romero siguen muy vivos, y es que estar atrapado con un grupo de desconocidos en una casa rodeada de cadáveres revividos caníbales sigue siendo un concepto terrorífico. Como curiosidad, la película por un tema de derechos ha quedado para dominio público desde hace años.

  • La Última Casa a la Izquierda: Me debatía entre esta y Las Colinas Tienen Ojos, ambas de Wes Craven. Filmada en 1972 con un presupuesto de 87000 dólares sigue siendo una película perfectamente aterradora por su violencia, sadismo y realismo, a pesar de algún puntual fallo de guión. En esta película nos encontramos dos partes diferenciadas: una tipo slasher, con criminales sádicos y víctimas adolescentes, y otra de venganza donde la sangre y la violencia no rebajan sus niveles mientras los criminales reciben un escarmiento brutal y despiadado.La última casa
  • Funny Games: El género de terror había sido quemado en Hollywood durante la segunda mitad de los 80 (que duró hasta 1993, como todo el mundo sabe) con contínuas secuelas de sus sagas más populares: Pesadilla en Elm Street, La Matanza de Texas, Halloween, Viernes 13, Muñeco Diabólico… así que en los 90 poca gente tenía ganas de explorar el terror. En 1996 Craven lanzaba Scream, diseccionando los tópicos del género, pero la bocanada de aire fresco llegaría durante Cannes en 1997: Funny Games, del alemán Michael Haneke, impactaba al público del festival y recibía la loa de la prensa. Sadismo, tortura y violencia añadiendo la indefensión de recibir el ataque en su propio hogar, rompiendo su entorno seguro. Haneke lograba así llamar la atención de la industria con esta cruda y atemorizante película.funny games
  • Alien: El octavo pasajero: Ridley Scott sabía que tras el estreno de Star Wars, en 1977, la gente tenía ganas de más historias ambientadas en el espacio. Un año y unos meses después, con esta combinación entre terror  y ciencia ficción,comenzaba una de las sagas más conocidas y lucrativas del cine. Sin ayuda posible, encerrados en una nave (En el espacio nadie puede oír tus gritos, rezaba la promo), con una voraz criatura dándoles caza y con la sospecha instalada entre todos los personajes veremos a Sigourney Weaver convertir a su Ellen Ripley en uno de los personajes más icónicos del cine, una de las heroínas definitivas de la ciencia ficción.Alien
  • Cube: El mismo año en que Haneke revitalizaba el terror con Funny Games el canadiense Vincenzo Natali filmaba la película que arrasaría en la edición de 1998 del festival de Sitges. Un laberinto de habitaciones cúbicas con trampas, sin más contexto, sin conocer el porqué ni las motivaciones de su fabricación, simplemente una trampa letal y agobiante donde la colaboración es esencial para resolver sus complejos rompecabezas.Cube
  • La Cosa: Carpenter de nuevo, pero ahora con más pasta. De nuevo se inspiraba en Howard Hawks, pero en este caso para marcarse un remake de El Enigma de Otro Mundo y, teóricamente, inicia una trilogía apocalíptica lovecraftiana que continúa en El Príncipe de las Tinieblas y concluye con En la boca del Miedo. Atrapado en una base en medio de la Antártida con un bicho terriblemente destructivo y absolutamente impredecible, el bueno de Kurt Russell nos regala uno de sus mejores papeles y Carpenter la que seguramente haya sido su película más recordada, o al menos la más taquillera.La Cosa