Copiar ficheros a una carpeta propiedad de root en el entorno gráfico de Ubuntu o Elementary OS

El título es largo, sí, pero era lo que quería intentar en mi equipo: copiar unos ficheros de la carpeta Home a la carpeta /usr/share/games. Ok, podría hacerlo por línea de comandos, pero entonces no estaría escribiendo aquí. ¿Se puede hacer desde el entorno gráfico? Pues sí. Pulsas Alt+F2 para abrir el lanzador y allí tecleas gksu nautilus. Tan simple como eso, lanzas gksu nautilus, te pedirá contraseña, y tras insertarla ya puedes crear, mover o borrar ficheros de ahí en el entorno gráfico. Como siempre en estos casos hazlo con precaución, no borres lo que no debes.

Crear un código QR para que el móvil conecte directamente a una wifi.

código qr

Supongamos que tienes un local con WIFI, o que a tu casa suelen ir invitados y les dejas conectarse a tu red. En esos casos puede resultar un poco coñazo andar diciéndoles la contraseña cada dos por tres, sobre todo si como yo eres de los que usan una contraseña fuerte. De hecho el otro día me comentaba el dueño de un bar que estaba harto de repetir la contraseña de 19 dígitos de su establecimiento. Una solución rápida es imprimir un código QR que la persona pueda enfocar con su cámara y leer y que le conecte a la wifi automáticamente.

 

Tanto la web Zxing como qr4 nos ofrecen unas herramientas que generarán este código QR. Tenemos que pasarle el SSID de la red, la contraseña y el tipo de encriptación, y nos devolverán un código que pueda ser escaneado por cualquier app gratuita para leer códigos QR.

Lo he testeado con Android, pero no os puedo garantizar si en Windows o iOS funciona correctamente.

El Bandcamp De la Quincena: Sacri Monti – Sacri Monti (20/09/2016)

El Bandcamp de la Quincena llega con retraso en esta entrega ya que queríamos subir la crónica del Monolithic Fest antes, pero ya está aquí con sólo un par de días de retraso.

Y esta vez nos vamos a la soleada California, y más en concreto a San Diego. Y nos vamos con unos skaters que no hacen música de skaters sino un pesado y psicodélico rock de influencia setentera bajo el nombre de Sacri Monti. El repaso a su disco homónimo, publicado hace más de un año, llega en este momento en que la banda ha anunciado un parón en su actividad en directo para preparar un nuevo disco tras una intensa gira por Europa.

Aunque este sea su primer disco no se trata en absoluto de una banda novata: su bajista Anthony Meier toca también en los indispensables blueseros psicodélicos Radio Moscow y su batería, Thomas DiBenedetto, milita en la banda JOY. Del directo de Sacri Monti pude disfrutar este verano en el Sonic Blast de Moledo, y fueron de lo mejor del primer día junto a All them Witches.

Sacri Monti

Si eres fan de Radio Moscow seguro que estos Sacri Monti te enganchan, no sólo por compartir miembros sino también por hacer un trabajo guitarrero muy similar: melódico y clasicote setentero donde Black Sabbath y Blue Cheer se dan la mano con Led Zeppelin. Sólo que en Sacri Monti el trabajo del teclista Evan Wenskay (que no lo prueba) se hace omnipresente y añade matices de Deep Purple, Uriah Heep, Blue Öyster Cult, Hawkwind o hasta de bandas de krautrock como Magma, Amon Duul II o Birth Control. Su estilo les emparentaría directamente con sus compatriotas y compañeros de sello Earthless.

En este primer disco nos presentan seis intensos temas que se ajustan a las influencias arriba citadas. Seis canciones largas que suman más de 45 minutos de álbum de un rock pesado casi protometálico, con alma de blues y regusto ácido y psicodélico. Un disco que empieza con un cañonazo de hard rock setentero como Staggered in lies, que se lanza a transportanos a bordo de la Nostromo hacia rojos desfiladeros de desiertos marcianos con Glowing Grey, nos invita a olvidar penurias y levitar con Slipping from the Day o eleva nuestro espíritu con una epopeya épica y poderosa como en el homónimo tema final que sobrepasa la docena de minutos de duración.

Sacri Monti son una joya que permanecía oculta en su San Diego natal, pero que han decidido mostrarse al mundo como una fuerza de la naturaleza rockera. Si tu rollo está en los 70, en el hard rock más antiguo, en la psicodelia, en los ritmos pesados, en los viajes cósmicos, los teclados envolventes o las guitarras cargadas de wah y distorsión esto es lo tuyo. Date una vuelta en su máquina plateada, no te arrepentirás.

Monolithic Fest: así transcurrió la primera edición.

Hoy tocaba Bandcamp de la Quincena, pero va a salir con retraso. ¿Por qué? Porque toca hacer la crónica del Monolithic Fest.

No había pisado la Sala Malatesta desde su inauguración hace casi un año, y no se por qué tenía el recuerdo de que cuando era la sala NASA era más grande, como si tuviera más fondo. Claro que la última vez que había estado allí fue un concierto de Sex Museum en mayo de 2011, por lo que me puede fallar perfectamente la memoria.

Monolithic Fest

Puntualmente saltaban a escena Big Red Panda que se comieron el marrón de abrir el evento. Y digo marrón porque en Compostela el público no es puntual, así que cuando esta más que interesante banda portuguesa comenzó a desgranar su rock pesado con detalles progresivos y arreglos espaciales de ciencia ficción la afluencia de público no llegaba a las 50 personas. Muy buen concierto de estos chavales, a los que veía por tercera vez, que quedó deslucido por la falta de público y por un sonido bastante mejorable.

Se llenaba algo más sala y salían a escena Supa Scoopa. Ojocuidao con esta gente. En este cuarto trabajo se han tornado más pesados y metaleros, rozando casi el slugde. Ya os comenté que eran una de las bandas gallegas a tener más en cuenta de la actualidad: suenan bien, tienen temas muy potentes y sobre el escenario les sobran tablas y actitud. Nos regalaron un directo intenso, potente y ejecutado con quirúrgica precisión, sin parar de moverse y animar mientras desgranaban sus temas. Una historia de violencia que dejaba al público sediento de más rocanrol.

A The Black Wizards les había visto hace un mes en el Sonic Blast de Moledo. De aquel concierto dije que muy bien, aunque se notaba que la vocalista Joana Brito no tenía la voz al 100% ese día. Ayer por suerte sí estaba en plenitud de facultades y nos brindaron un concierto redondo, casi una hora de su rock pesado y Woodstockiano cargado de fuzz. Saben llenar el escenario, no se les queda grande, tienen una base rítmica muy contundente (cabe destacar el solo con el que cerró el concierto la batería Elena Peixoto), el trabajo de ambas guitarras es muy bueno, aunando influencias de Iommi, Hendrix, Clapton o Alvin Lee, y si siguen esta progresión pueden llegar a un techo muy alto. Sigo insistiendo: son una banda a seguir, son una gente con mucho potencial tanto en estudio como en directo.

Monolithic Fest, Mondo Generator
Una vista de la sala durante el concierto de Mondo Generator

 

Tras las descargas contundentes de Supa Scoopa y The Black Wizards (y de ingentes cantidades de licor café) estaba listo para recibir a los cabezas de cartel por todo lo alto: Mondo Generator. Dentro del stoner Nick Oliveri tiene el honor de haber tocado en Kyuss y Queens of the Stone Age, si lo traducimos a términos baloncestísticos eso es como haber jugado con Lakers y Celtics, así que podríamos decir que Oliveri es el Shaquille O’Neal del stoner. En su set list, junto a los temas de Mondo Generator, se entrelazan otros temas de sus bandas junto a Josh Homme. Cuando se lanzó a tocar una versión de Green Machine la sala enloqueció. Oliveri (NO LO PRUEBA) es un veterano de los escenarios y, con la ayuda de sus secuaces, supo subyugar a la audiencia. Un concierto que tuvo tintes de clase magistral.

Si decía al principio que los Big Red Panda se comían el marrón de tener que tocar de primeros, el que les venía encima a Desert Storm tampoco era desdeñable. Si las tres primeras bandas habían estado muy bien, Mondo Generator acabaron por poner el listón en la excelencia, por lo que los británicos necesitarían firmar una actuación superlativa para salir airosos. Y si tengo que ser sincero creo que no lo lograron. A decir verdad fueron la banda que menos me gustó, tal vez por su estilo más metalero-contemporáneo. Esto derivó en que me centrara más los líquidos placeres del licor café que en su actuación, con las funestas consecuencias que estoy sufriendo ahora.

yoimi
Foto borrosa de Black Smoke Dragon, como mis recuerdos de esa hora.

Cerraban la noche, con cierto adelanto sobre la hora anunciada, los Black Smoke Dragon. Lo tardío, rozando lo intempestivo, de la hora junto a que gran parte del público compartió mi impresión sobre Desert Storm provocó que la sala estuviera muy vacía durante su concierto. Una pena porque fueron un más que digno fin de fiesta, recorriendo ese discazo que es el Earth Have Jaiah y dislocando nuestros pescuezos al ritmo de sus riffs.

Haciendo balance fue una noche muy divertida y muy disfrutable en lo musical, aunque algo falta de público. La coincidencia con un festival de photocall gratuito organizado por la empresa láctea Deleite también en Compostela se notó y se llevó a parte del público local. Como nota negativa diría que el sonido de la sala es mejorable, y como futura consideración para organizar eventos tan largos en una sala añadiría que poder disponer de un puesto donde comer estaría bien. En cualquier caso, poco malo se puede decir a nivel organizativo del trabajo de Black Moon Creep Agency, al menos visto desde el público: los horarios se cumplieron y ninguna banda tuvo que recortar su actuación. Una pena la poca respuesta a nivel de público porque el proyecto de este festival es más que interesante, y estaría bien que pudiese tener continuidad.

Usando rel=”noopener” para evitar ataques crossdomain en páginas abiertas con target=”_blank”

Pues era un tema que desconocía hasta que lo vi ayer en el blog de Chema Alonso, pero por lo que veo lleva rulando al menos desde el mes de mayo. ¿De qué estoy hablando? Te comento con un ejemplo (aunque puedes leerlo mejor explicado en los links previos): supongamos que quieres que un link se abra en una nueva pestaña, así que le pones target=”_blank”. Al hacerlo de esta forma la página que has abierto en la nueva pestaña, mediante el selector window.opener puede modificar cosas a base de Javascript en la página desde la que se abrió el enlace. La mayoría de navegadores modernos limitan las posibilidades de esto y bloquean muchas de las acciones invocadas desde la ventaja hija sobre la padre, pero lo que se han dejado sin proteger es que dicha ventana hija puede acceder a la propiedad window.opener.location, y de esta forma mandarnos a una página desde la que hacer un ataque de phising.

¿Solución? Bueno, si es un enlace basta con el modificador noopener y el noreferrer:

<a href="paginanueva.html" target="_blank" rel="noopener noreferrer"/>

El noreferrer es necesario porque Mozilla Firefox no soporta noopener.

¿Y qué pasa si abrimos la ventana mediante Javascript utilizando el método window.open()? Pues que nos encontramos la misma vulnerabilidad. ¿Cómo la solucionamos? Tal que así (copio este ejemplo):

var newWnd = window.open();
newWnd.opener = null;

Recuperando datos en Ubuntu con foremost

Una potente herramienta en línea de comandos para recuperar ficheros desde distintos sistemas: NTFS, fat, ext3, ext4, etc. Así podemos describir en una frase a foremost.

El primer paso con este software sería instalarlo mediante vía de comandos, por ejemplo mediante apt:

sudo apt-get install foremost

Una vez instalado nos toca proceder. Un punto a tener en cuenta es que no podemos recuperar los datos en el mismo dispositivo del que los estamos intentando recuperar, así que lo mejor será crear una carpeta en otro disco duro para volcar lo recuperado. Vamos a suponer, para nuestro ejemplo, que recuperamos datos de un USB llamado sdb y los guardaremos en el disco duro del equipo, que será el sda. En sda crearemos una carpeta que se llamará recuperado. Veamos ejemplos:

#El comando más básico es así:
sudo foremost -i /dev/sdb -o /sda/recuperado
#Tras el -i ponemos el dispositivo a recuperar.
#Tras el -o ponemos el destino de los archivos.
#Es posible recuperar datos también desde una imagen
#de disco.
#### Veamos más opciones ####
sudo foremost -w -i /dev/sdb -o /sda/recuperado
#Esta no recupera ficheros
#sino que extrae un listado de
#todo lo recuperable.
sudo foremost -t pdf -i /dev/sdb -o /sda/recuperado
#El parámetro -t permite
#definir un tipo de fichero
#y sólo recuperará los de ese tipo,
#en el ejmplo le pasamos pdf.

Como os decía arriba en los ejemplos, se puede recuperar sólo ficheros de un tipo concreto con -t. El listado de formatos de archivo recuperables es el siguiente: avi, bmp, cpp, doc, exe, gif, htm, jpg, mov, mpg, ole, pdf, png, rar, riff, wav, wmv o zip.

Google Public Data Explorer

Si seguís este blog habitualmente no hace mucho veríais una entrada dónde presentaba datos sobre la evolución de la población en la comarca del Ortegal y ayuntamientos colindantes. Dichos datos habían sido recabados con una herramienta llamada Google Public Data Explorer.

Ya sabéis que Google son como Johnny 5 de Cortocircuito “Más datos, Stephanie, más datos“. Y no paran de darle a la cabeza en busca de formas para conseguir más. Este Public Data Explorer de Google nos dará acceso a un montón de datos de acceso público de diferentes agencias, en principio filtrados por el idioma por defecto de nuestra cuenta pero podremos acceder a más simplemente seleccionando otro idioma en la pantalla principal. De esta forma, mediante sencillos menús podremos generar diversas gráficas que compartir o insertar en nuestros documentos.

Evolución Población Ortegal
La gráfica que utilicé en el artículo sobre el Ortegal.

Pero no es esta la única funcionalidad de Public Data Explorer, ya que también nos permite subir nuestros propios archivos con nuestros datos sobre lo que sea (que a ellos también les interesan, claro está) para generar nuestra propias gráficas. Esto requiere tener dichos datos en un formato XML que sea interpretable por dicha aplicación de Google (el formato se llama DSPL). Habría que añadir que para esto Google tiene una herramienta más potente, dentro de Google Enterprise Analytics, llamada Data Studio 360 pero, de momento, en España no esta disponible.

¿Es útil esta herramienta? Bueno puedo entender que a muchos les dará reparo subir sus datos para generar la gráfica, por no fiarse del uso que Google les pueda dar. Pero más allá de esta legítima duda sí se trata de una herramienta fácil de usar e intuitiva, y además nos permite también trabajar con un buen montón de datos de acceso público de una forma muy sencilla. Seguramente más de un estudiante pueda sacar petróleo de ahí para ilustrar sus trabajos (y a más de un periodista no le vendría mal tampoco).