Encuesta de la quincena (03/16) ¿Qué época de Ritchie Blackmore prefieres?

Empezamos una nueva sección, tras El BandCamp de la Quincena vamos también a publicar una encuesta quincenal (se alternarán, una semana disco, otra semana encuesta) que, según la ocasión, variará sus temáticas dentro siempre de las tendencias del blog (rock, informática, baloncesto y a veces cine/tv/comic)

Una de las noticias musicales del año ha sido, como bien sabrás, el regreso de Ritchie Blackmore al rock con unos remozados Rainbow que se centrarán en la etapa Dio y donde el chileno afincado en España Ronnie Romero (de los Lords of Black, que han pegado un subidón a nivel internacional gracias a esta contratación) se encargará de las voces, junto al teclista ex-Yngwie/ex-Stratovarius/ex-Art Metal Jens Johansson y a la base rítmica de su proyecto folk Blackmore’s Night.

Mientras confiamos en que esto no se quede en sólo tres conciertos y podamos tener al menos un nuevo disco de Rainbow vamos a echar un ojo al pasado de Ritchie ¿qué época te gusta más?

Jimmy Bain, a la derecha del padre.

Le robo la frase a un amigo, que la publicó en su facebook “Ahora está a la derecha del padre“, pero nos ha dejado hoy Jimmy Bain. A los 68 años el corazón de uno de los más fieles secuaces de Ronnie James Dio se paraba, dejándonos huérfanos de su talento (planeaba un disco para este año con una banda con otros ex-Dio) de forma prematura.

El nombre de Bain se asocia siempre con Dio, con quien hizo varias giras y grabó hasta 7 discos en distintas etapas. Se trataba de un bajista de estilo hard-rock clásico, de escuela setentera, de sonido cálido, líneas trabajadas y expresión lenta. Además era capaz de cantar con solvencia, aunque no nos regaló muchas muestras de su trabajo como vocalista. Su paso por Rainbow, con quienes grabaría el fundamental Rising y el directo On Stage, le puso en primera línea y le juntó con Ronnie James Dio por primera vez. Pero además de con la “Saga Dio” también se puede asociar su nombre a la historia de Thin Lizzy: en 1979 grabaría y compondría un par de temas para el Black Rose, colaboraría en los dos discos en solitario de Phil Lynott, giraría y grabaría el disco Dirty Fingers con Gary Moore y montaría junto a Robbo Robertson una banda llamada Wild Horses con la que grabaría dos discos ocupándose también de las labores de vocalista.

Un músico al que siempre he respetado mucho pero al que nunca pude ver en directo (vi a Dio dos veces, pero una con Jeff Pilson y otra con Rudy Sarzo) y del que siempre me pregunté por qué no había explotado más su faceta vocal (recordemos que hizo una de las mejores versiones en el tributo a Dio-This is your life).

Ahora descansa ya, sentado a la derecha del padre, a la derecha de Ronnie James con quien recorrió numerosos países y repartió buen rock y metal a miles de personas. Y es que ambos ya desde hace mucho eran, y siempre serán, estrellas.

Cuatro años sin Ronnie James

El 10 de mayo de 2010 nos dejaba uno de los grandes dibujantes del siglo XX: Frank Frazetta. Seis días después le acompañaba el cantante más grande que ha dado el heavy metal: Ronnie James Dio. Su música, su voz, tenía una magia especial que hacía que una descarga eléctrica me recorriera la columna. Cuatro años sin estos dos grandes han pasado ya, y el mundo desde aquella es más oscuro.

Año 3 después de Ronnie James

Contando la fecha de su muerte como el año 1 después de Ronnie James Dio, hoy comienza el año 3. Hace ya dos años que nos dejó el más grande los vocalistas de heavy metal y hard rock de la historia, el único e irrepetible Ronnie James Dio. ¿Dónde estabas cuando te enteraste de la muerte de Dio? Yo cenando en el Baseado Nunha Historia Real. Conecté el ordenador a la wifi del local y allí leí la noticia publicada por su esposa.

Para el recuerdo siempre nos quedarán los discos de Rainbow, Black Sabbath, Elf, sus trabajos en solitario o colaboraciones varias como su aparición en la opera rock de Butterfly Ball o si aparición en la película Tenacious D and the Pick of the destiny

Trueba dijo que él sólo creía en Billy Wilder. El rock and roll tiende más al politeismo, pero en un panteón estilo grecolatino, Dio sería como Zeus o Apolo, una de las deidades principales. ¿Cómo non sentirse identificado con letras como

When there’s lightning – it always bring me down
Cause it’s free and I see that it’s me
Who’s lost and never found
I cry for magic – I feel it dancing in the light
But it was cold – I lost my hold
To the shadows of the night

There’s no sign of the morning coming
You’ve been left on your own
Like a Rainbow in the Dark

Do your demons – do they ever let you go
When you’ve tried – do they hide -deep inside
Is it someone that you know
You’re a picture – just an image caught in time
We’re a lie – you and I
We’re words without a rhyme

There’s no sign of the morning coming
You’ve been left on your own
Like a Rainbow in the Dark

When there’s lightning – it always brings me down
Cause it’s free and I see that it’s me Who’s lost and never found
Feel the magic -feel it dancing in the air
But it’s fear – and you’ll hear It calling you beware

There’s no sign of the morning coming
There’s no sight of the day
You’ve been left on your own
Like a Rainbow in the Dark

Su legado nunca será olvidado. Como siempre decíamos “Qué grande es Dio”