El peor quinteto titular NBA de la última década (2002-2012)

En mi extraña afición por seguir a jugadores mediocres se me ha ocurrido  la idea de formar… el peor equipo NBA de la última década. Pero tiene una condición este quinteto de la infamia, y es que sería muy fácil coger a cinco tíos que no valen pa’ ver que tuvieron contrato de 10 días para cubrir alguna lesión… nooooooooo!! El equipo estará formado por jugadores que fueron starters alguna temporada. Eso hace más sangrante la selección.

  • Smush Parker (base): “No debería haber jugado en la NBA, pero no teníamos dinero para pagar a un base” con estas palabras Kobe Bryant describió la estancia de Smush Parker en los Lakers. Y es que durante dos temporadas este jugador de 1.92 ocupó el puesto de base titular en los Lakers, con promedios de alrededor de 11 puntos, en su primera temporada aderezados con 3.7 asistencias y en la segunda con 2.8, mostrando un pequeño bajón en su rendimiento. El joven Parker no fue drafteado y vivió de contratos de 10 días hasta que recaló en la liga griega, donde hizo un papel decente en el Aris de Salónica. Su rendimiento en Europa hizo que los Pistons se intresaran por él, si bien le cortarían mediada la campaña y acabaría en Phoenix. Al año siguiente recalaría en unos desestructurados Lakers donde ser haría con el puesto de titular durante su primera temporada y parte de la segunda, hasta que Jordan Farmar (que tampoco era ninguna maravilla) le desplazó de la rotación. Tras eso recalaría en Miami con unos decepcionantes 4.7 puntos y 1.7 asistencias hasta ser cortado por incidentes varios. Acabaría la temporada en los Clippers, donde optarían por no renovarle y firmaría por Denver, donde ya en pretemporada le dieron la patada. Tas eso pasó por la D-League, Irán, Venezuela, Rusia, Grecia (sin lograr acercarse a los registros de su primera etapa)… hasta asentarse al fin en la liga China.
    Smush Parker
    Smush y Kobe, si hasta parecía que se llevaban bien

     

  • Marco Belinelli (escolta): No pongo en duda que Belinelli pueda dar un cierto rendimiento como especialista tirador de triples saltando del banquillo. Debutó siendo un adolescente en la liga italiana, en el Virtus Bolonia, y poco después firmaría por el eterno rival: el Fortitudo Bolonia. No haría malos partidos con la selección y en la Euroliga y decidió dar el salto a la NBA… craso error. Con un físico poco poderoso y la misma agresividad e intesidad defensiva que su compatriota Bargnani (o sea, nula) la muñeca de Marco no es argumento para darle una sólida carrera NBA. Pasó por Golden State y Toronto sin pena ni gloria, pero al recalar en New Orleans, por algún extraño motivo (lesiones, traspasos), acabó haciéndose un hueco en el equipo titular. En su primera temporada promedió 10.4 puntos y en la siguiente 11.8, pero su indolencia en labores defensivas llevaron a que no se le renovara. Finalmente el chaval con cara de extra de peli de mafiosos ha recalado en los Bulls como sustituto de Kyle Korver, es decir, experto triplista desde el banquillo, un rol que le pega mucho más que el de jugador titular.
    Marco Belinelli
    Hay quien le ve parecido conn Stallone

     

  • Luke Walton (alero): Ser hijo de uno de los 50 mejores jugadores de la historia debe ser duro cuando te dedicas al baloncesto. Toda la presión de ser comparado constantemente con tu padre…  y si eres Luke Walton, más. Porque son muchos los que le han designado como “el peor jugador de la historia de la NBA“. Si algo sorprende de este chaval es que no tenía ninguna virtud específica: no era un buen tirador, no defendía especialmente bien, no reboteaba, no asistía… ni siquiera era uno de esos jugadores que hace un poco de todo, porque este lo hacía, pero de forma mediocre. Pero, durante una temporada, Luke fue el alero titular de los Lakers. Promedió 11 puntos, 5 rebotes y 4 asistencias en 33 minutos, y al año siguiente volvió al banquillo, que es donde hacía menos daño. Lo verdaderamente sorprendente es que a pesar de su mediocridad haya ganado dos anillos (2009 y 2010 con Lakers) y haya logrado firmar buenas renovaciones (actualmente tiene un contrato de 6 millones de dólares) y es que tras su año titular renovó por 30.000.000 más incentivos para 6 temporadas.
    Luke Walton
    Luke “dos anillos” Walton

     

  • Darko Milicic (ala-pivot): Lo curioso de Milicic es que ni siquiera había destacado en las ligas europeas cuando, con 18 años, se presentó al draft. Era una promesa, alto y bastante ágil, por lo que algún iluminado en Detroit decidió escogerle con el número 2 del draft de 2003 (por encima de Chris Bosh, Dwayne Wade, Carmelo Anthony…). Y los inicios no fueron malos para Darko. Ok, no pintaba una mierda en el equipo y promediaba 5 minutos por partido, pero en su primer año serían campeones de la NBA y el siguiente finalistas. Tras su tercer año le mandaron a Orlando, donde siguió en el banquillo, aunque participando ya en la rotación habitual del equipo, a veces como pivot a veces como cuatro. Y de repente, algún otro iluminado le ficha para ser la pareja interior de Pau Gasol en los Grizzlies, si bien acabaría jugando de cuatro cuando Pau fue traspasado a Lakers mediada la campaña. Darko lo había logrado, el número 2 del draft al fin era titular: 7 puntos, 6 rebotes y 1.5 tapones… bueno, hacía peores números que cuando era suplente en Orlando, aunque es cierto que tampoco jugaba muchos más minutos. Al final en Memphis le mandaron al banquillo en su segundo año. De ahí pasó a los Knicks que a media campaña le mandarían a los T-Wolves y… sorpresivamente otra vez volvió a ser titular, esta vez al lado de Kevin Love: 9 puntos, 5 rebotes y 2 tapones… bueno, al menos ponía tapones, ya es una mejora respectoa a su pasado. Al año siguiente comenzaría como titular hasta que una lesión le apartó del equipo, dándole la oportunidad a Pekovic… que se acabó quedando con el puesto porque es bastante mejor jugador. Este año recaló en los Celtics donde, tras sólo disputar un partido, pidió que se rescindiera su contrato para volver a Europa. Actualmente se encuentra sin equipo. Hay que destacar que con la selección Serbia sí hizo un gran papel en el mundial de 2006, y tuvo algunas actuaciones destacadas con su escuadra nacional, al menos hasta que se le fue la pinza, amenazó de muerte a un árbitro, le metieron un tremendo paquete y acabó renunciando a su selección.
    Darko Milicic
    Darko en labores defensivas

     

  • Kwame Brown (pivot): Kwame me plantea siempre tres dudas. La primera ¿cómo logró ser número uno del draft por encima de, por ejemplo, Pau Gasol?. La segunda ¿cómo ha logrado mantenerse en la NBA y firmando contratos de bastante monto?. Y la tercera ¿el ojeador que le eligió y los directivos que le renovaron estarán dirigiendo el tráfico de las alcantarillas siberianas? Y es que Kwame es probablemente el peor número uno de la historia del draft. Es un jugador versátil, ya que al igual que el antes citado Milicic puede jugar de 4 o de 5, y lo hace igual de mal en ambos puestos. A pesar de eso ha logrado ser titular en Washington Wizards, Lakers y Bobcats (lo que me hace pensar si será familiar de Michael Jordan). Hay que resaltar que cuando promedió 11 puntos y 7 rebotes en su tercera temporada algunos pensamos que igual al final podía llegar a ser un jugador solvente, pero ya se encargó él de aclararnos al año siguiente que no, que sólo era un espejismo de mejora. En su primer año en los Lakers hizo unos play-off decentes, y de nuevo volvió a parecer que igual había esperanza… pero no, otro espejismo. Salió de Los Ángeles en la operación del traspaso de Gasol, donde le cortaron y, finalmente, fue dando bandazos por Detroit, Charlotte (donde recuperó otra vez el status de titular… con los bajos resultados de siempre), Golden State, Milwaukee y, este año, los Sixers, donde al fin han encontrado su puesto ideal: el fondo del banquillo.
    Kwame Brown
    Y aquí Kobe pensaba ¿por qué me tuve que enfadar con Shaq?

     

  • Michael Olowokandi (el sexto hombre): Finalmente, un refuerzo de banquillo para este equipo. Y es que Michael Olowokandi es uno de los pocos que le puede disputar a Kwame Brown el título de peor número uno de la historia. Hay que reconocer que en la temporada 2002-2003 estaba jugando más o menos bien (no para justificar un número uno), pero se lesionó… y jamás volvió a dar muestras de poder volver a rendir. Ojo, no quiero decir con esto que fuera una gran progresión cortada por las lesiones (como ha habido muchos casos), más bien que el tío era vago. Tras agotar la paciencia de los Clippers fue traspasado a los T-Wolves y luego a Boston, donde se retiraría a los 31 años rodeado de problemas personales, escribiendo su nombre en la historia de la NBA (como una de las mayores cagadas del draft, pero lo escribió).
    Michael Olowokandi
    Michael Olowokandi, elegido por encima de Nowitzki o Vince Carter en su draft.

     

Ya véis ¿os los imagináis juntos? Pues casi. Y es que Smush Parker, Luke Walton y Kwame Brown llegaron a jugar juntos en los Lakers dos temporadas. Y eso no es todo, cuando Brown fue traspasado a Memphis formó una terrorífica (para los aficionados memphitas) pareja interior con Milicic. ¿Os están dando ganas de ir a la videoteca a recuperar partidos de esos años? Te doy un adelanto, entra en este enlace y diviértete con el nivelón de la pareja Brown-Walton.

Los cinco “robos del draft” de la última década

Se habla de “robo del draft” cuando un jugador elegido en una posición muy baja (generalmente por debajo del 20) acaba logrando un rendimiento estelar. ¿Algunos ejemplos? Manu Ginobili fue elegido en segunda ronda (puesto 57) en 1999, un año antes Rashard Lewis fue número 32, Tony Parker fue el 28 de 2001 y ese mismo año Gilbert Arenas fue 31.

¿Y en la última década (2002-2012… Parker y Arenas se quedan fuera por un año)? ¿Quiénes han sido los jugadores que han salido elegidos en puestos bajos y han destacado? Esta es mi particular selección de 5 jugadores que fueron denostados por los ojeadores:

  • Carlos Boozer: El actual cuatro de Chicago además de ser uno de los jugadores mejor pagados de la NBA acumula dos nominaciones al all-star en las 11 temporadas que lleva como profesional, en las que ha pasado por Cleveland, Utah y Chicago. Promedia 16.9 puntos y 9.9 rebotes y ha tenido temporadas de firmar un 20-10 por partido. Además tienes dos nominaciones a jugador del mes, una a novato del mes de su año rookie y una al tercer mejor quinteto de la NBA. Lo soprendente es que a pesar de sus grandes números en la universidad de Duke, donde tuvo actuaciones estelares, no pasó del puesto 34 en el draft de 2002.
    Boozer en los Bulls
    Carlos Boozer

     

  • Monta Ellis: Chupón como el solo, el actual escolta de Milwaukee y durante varios años de Golden State no logró una buena posición en el draft a pesar de que fue MacDonalds All America en 2005. Se fue hasta el número 40 y no tuvo un año de novato fácil, siendo un jugador marginal. Pero en su siguiente temporada se hizo con el premio a jugador con mayor progresión y en estos 8 años en la NBA acumula promedios de 19.5 puntos y 4.3 asistencias. En sus mejores temporadas ha logrado números de 25.5 puntos, 5.3 asistencias y 2.2 robos (en 2009-10) y 24.1 puntos, 5.6 asistencias y 2.1 robos al año siguiente. Actualmente sus cifras anotadoras se han visto reducidas en los Bucks por la presencia de Brandon Jennings, con quien tiene que repartirse los tiros. Con todo está rondando los 20 puntos por partido.
    Monta Ellis en los Warriors
    Monta Ellis

     

  • David Lee: A pesar de ser MacDonalds All America en 2001 seguido de cuatro brutales temporadas en la universidad de Florida (3 de ellas promediando más de 26 puntos y 11 rebotes) sólo logró ser número 30 en el draft de 2005. Inicios duros en la NBA para Lee, drafteado por unos Knicks venidos a menos donde en su primer año a penas tuvo minutos. En su segunda temporada destacó como reboteador, pero no comenzó a despuntar hasta la cuarta. Tras eso fue traspasado a Golden State, donde ha logrado dos temporadas con números de 20-10 (y esta va por el camino) para una media total en su carrera (este es su octavo año) de 14.7 puntos y 9.7 rebotes, logrando además una nominación al all star en 2010.
    David Lee
    David Lee

     

  • Marc Gasol: El mediano de los Gasol es, actualmente, el mejor pivot pasador del mundo… tal vez sólo superado por su hermano mayor. All Star en 2012, en esta su quinta temporada promedia 14 puntos, 7.5 rebotes, 4 asistencias y 1.8 tapones para unos números totales de 13.2 puntos, 8 rebotes, 2.5 asistencias y 1.5 tapones. Números que no reflejan la verdadera importancia del pivot español en los antaño perdedores Grizzlies, actualmente una de las franquicias más potentes del oeste, gracias a la gran pareja que el catalán forma con Zach Randolph, siendo seguramente el juego interior más sólido de la liga. Y a pesar de todo esto que comento… fue el número 48 del draft de 2007, y acabó en Memphis como parte del traspaso que llevó a su hermano a New York. En vista del gran rendimiento que esta familia ha dado en la franquicia de Tennesse no descartaría que intenten fichar al pequeño cuando de el salto a la profesionalidad.
    Gasol vs Gasol
    ¿La mejor pareja de hermanos del basket europeo?

     

  • Rajon Rondo: Un anillo de campeón (de dos finales disputadas), tres veces all star (y de camino al cuarto), dos veces líder en asistencias de la NBA (y la tercera en camino), una vez líder en robos, igualó la marca de partidos dando más de 10 asistencias de Magic Johnson este año (y porque una sanción le dejó fuera, porque iba camino de batir también la de Stockton), dos nominaciones al mejor equipo defensivo y otras dos al segundo, además de una al tercer mejor quinteto de la liga. Promedia entre estas 7 temporadas que lleva en la élite 11 puntos, 8.3 asistencias, 4.3 rebotes y 1.9 robos, pero destaca sobre todo por su capacidad para penetrar, pasar y defender. Cierto es que su tiro es bastante flojo, pero es que si tuviera buena muñeca estaríamos hablando de una potencial leyenda del baloncesto. Con todo sus logros en sus primeras 6 temporadas son impresionantes, y esta séptima no decae (13 puntos, 11.6 asistencias, 5 rebotes, 1.9 robos) siendo uno de los más votados para el all star en el este. Fue una estrella en el instituto, pero si rendimiento más discreto en la universidad le llevó al puesto 21 del draft de 2006. Los Celtics pescaron bien y se hicieron con el director ideal para  acoplarse al Big Three que les devolvió a la élite tras dos décadas de ostracismo.

    Rajon Rondo
    Rajon Rondo

Desde luego… y luego gente como Milicic han sido primeras rondas, en fin. Y como no, me he dejado a varios en el tintero: Scola fue número 55 en 2002, Mo Williams 43 en 2003, Kevin Martin 26 en 2004, Marcin Gortat 57 en 2005, Paul Millsap 47 en 2006, Glen Davis 35 en 2007, en 2008 Pekovic salió en el 31, Mario Chalmers al 34 y Dragic 45, DeJuan Blair 37 en 2009, Landry Fields 39 y Greivis Vasquez 28 en 2010, en 2011 el número 60 fue para Isaiah Thomas y el 33 de Kyle Singler también se antoja bajo… y en estos años gente como Jose Calderón o Jeremy Lin no fueron drafteados siquiera.

En resumen, una mala posición el el draft no tiene por qué significar una carrera corta en la NBA. Que se lo digan a “Big Ben” Wallace: el jugador que ha sido más veces mejor defensor… y que nunca fue drafteado.

Los cinco peores números uno del draft de la historia

La historia del draft de la NBA está llena de cagadas, desde luego. Darko Milicic número dos, Nikoloz Tskitishvili número cinco, Sam Bowie por encima de Michael Jordan… pero hay algunos casos sangrantes en el número uno que he recopilado aquí. Voy a obviar al pobre Oden, su caso es más mala suerte que cagada del ojeador, arrasó en la universidad y si no ha rendido en la NBA es por toda la ristra de lesiones que ha arrastrado desde su primera temporada. Así que vamos con los cinco peores números uno:

  • Kent Benson (1977): Pivot natural de New Castle, Indiana, estudió en la universidad de su estado (una de las más prestigiosas) haciendo en su cuarto año unos números de 19 pts y 10 rebotes.  Fue elegido por Milwaukee donde, en su año rookie, firmó unos decepcionantes 7.7 pts y 4 rebotes. En su segunda temporada subió hasta 12-7 pero fue un espejismo. Irregular, intercalando años más o menos buenos con otros decepcionantes, dejó su tope anotador en 15.7 puntos por partido en la temporada 1980-81, y 8.7 rebotes en la 1981-82. Se retiró con unos promedios de 9.1 puntos y 5.7 rebotes.   En su favor habría que decir que ese año no hubo grandes estrellas, aunque si jugadores más solventes como Otis Birdsong, Marques Johnson (que también fue elegido por Milwaukee), Walter Davis o Bernard King.
  • Joe Smith (1995): Fuerte ala-pivot que irrumpió con fuerza en la NBA, en los Golden State Warriors.   Venía de ser el mejor jugador de la NCAA y en su primer año no dio imágen de bluff: 15 puntos, 8.7 rebotes y elegido en el mejor quinteto de novatos. En su segunda temporada sube a 18.7 puntos, complementados con 8.5 rebotes. Su tercera temporada en Golden State tampoco iba mal, pero a media temporada le envían a los Sixers. A partir de ahí su progresión se corta y sus números empiezan a empeorar. Decía Andrés Montes Se dejaba llevar. Se mantuvo en activo hasta 2011 saltando por múltiples equipos sin volver jamás a los números de sus dos primeros años, retirándose a los 35 años con promedios totales de 11 puntos y 6.4 rebotes. Fue elegido por encima nada menos que de jugadores como Jerry Stackhouse, Michael Finley, Antonio McDyess, Rasheed Wallace y el enorme Kevin Garnett.
  • Michael Olowokandi (1998): Tras promediar 22 puntos y 11 rebotes en la universidad, el nigeriano se convertía en el número uno del draft del año del primer Lock-out. En su primer año unos decepcionantes 9 puntos y 8 rebotes  ponen la mosca tras la oreja a los seguidores de los Clippers, que empiezan a ver como el gafe de la franquicia se sigue cebando con ellos. Sus números mejoran un poco en su segunda temporada, pero sin mostrar tampoco una gran progresión. Bajan en su tercera temporada, y serán sus mejores años el cuarto y el quinto, los únicos en los que logra estar por encima de los 11 puntos y 9 rebotes. Pero ahí se le acaba la paciencia al equipo, dado que además de no haber logrado un rendimiento estelar su vida privada está rodeada de problemas. Recala primero en los T-Wolves y luego en los Celtics sin mucha chicha ni minutos, retirándose en 2007 a los 31 años con unos promedios en su carrera de 8.3 puntos y 6.8 rebotes. Por debajo de él quedaron gente de la calidad de Mike Bibby, Antawn Jamison, Michael Dickerson, Larry Hughes, Rashard Lewis, Cuttino Mobley y sobre todo el triunvirato formado por Vince Carter, Paul Pierce y Dirk Nowitzki.
  • LaRue Martin (1972): El año en que Bob MacAdoo y Julius Earving se presentaban al draft uno pensaría que el primer puesto se lo rifaron entre ellos. Pero no, de hecho Earving no fue elegido hasta el puesto 12, lo que le llevó a decantarse por jugar en la ABA (donde fue uno de los mejores jugadores de la historia de la liga hasta su fusión con la NBA en 1976) y McAdoo fue número dos, teniendo una carrera muy destacada hasta que las lesiones le lastraron (si bien luego lograría reciclarse como jugador de equipo para ganar dos anillos con los Lakers saliendo del banquillo, y acabaría con unos brillantes años en la LEGA italiana donde jugaría hasta los 42 años). Pero el número uno de ese año, elegido por Portland (que no tienen suerte cuando eligen pivots, sea porque son unos bluffs o porque se lesionan) fue este LaRue Martin, que apenas jugó cuatro años en la NBA.  Había sido un gran jugador en la universidad, consiguiendo en record de más rebotes capturados en una temporada…  pero en su mejor año en la NBA no pasó de 7 puntos y 5 rebotes por partido. Se retiró a los 25 años con unos promedios de 5.3 y 4.6 rebotes por partido.
  • Kwame Brown (2001): En un draft trufado de cagadas épicas el colega Kwame Brown fue número uno por encima de jugadores que posteriormente serían all star como Pau Gasol, Zach Randolph, Tony Parker, Gerald Wallace, Gilbert Arenas o Joe Johnson, o de jugadores solventes como Richard Jefferson, Jason Richardson o Mehmet Okur. Kwame, que todavía sigue en activo y se ha embolsado 58 millones de dólares a pesar de que su mejor temporada fue de 11 puntos y 7.4 rebotes. Este año ha jugado sólo 9 partidos con los Golden State Warriors y de momento acumula 6.8 puntos y 5.6 rebotes a lo largo de su carrera. Irónicamente los Lakers se deshicieron de él para fichar a Gasol (número 3 de su draft). Brown formó junto a Luke Walton una de las parejas interiores más patéticas que la NBA haya visto, con jugadas tan esperpénticas como esta.

En fin, que haya scouts cobrando millones para que estos tíos sean números uno y yo esté en el paro… Ok, puede que algunos fueran grandes jugadores universitarios pero es que hay casos muy sangrantes. ¿En serio Brown prometía tanto como para escogerle por encima de 6 futuros all star? ¿Realmente se podía pensar que Olowokandi podría ser mejor que  jugones como Paul Pierce, Nowitzki o Vince Carter (a pesar de que Carter nunca llegó a dar todo lo que prometía)?